miércoles, 3 de agosto de 2011

en tu mundo

Perdido en tu mundo, así es como llevo mi vida entera. Perdido en tu mundo buscando en él lo que siempre me ha pertenecido, lo que nunca mereceré o de lo que nunca me creí merecedor, tu alma, tu mente, tú. Simplemente tú, quien me hace procurar concretancias tan abstractas, hiciste que me perdiera en un mundo sólo ocupado por ti para buscarte, y aun así es ahora cuando te encuentro.

Perdido en tu mundo, he pasado tanto tiempo que ya hace tiempo que no sé regresar al mio, que no encuentro la salida de este tu mundo-laberinto. No sabría decirte cuanto tiempo más estoy capacitado a pasar aqui, quizas no tarde en volverme loco, quizas ya lo esté, pero si hay algo que sí sé: ahora que te encontré nada me importa hasta el punto de que solamente me importa una cosa: nosotros.

Perdido en tu mundo, así pasaría una vida entera. Perdido en tu mundo para explorarlo cuan profundo sea, sin importar el tiempo que en él pase, sin interesarme en lo que hay más allá, sin cambiar nada de sitio y buscando, quizas un orden, quizas un caos, pero buscando qué es lo que origina la perfección de mi percepción, la predicción de mi perdición. Pero lo siento, no puedo asustarme; aunque todo sea inmenso y mi empresa se venga grande, aunque pudiera no hacer nada, aunque no hubiera nada que hacer, no tengo otra opción que adentrarme.

Inmerso en tu mundo, como el explorador de tierras nunca pisadas, como el niño invocando a los dioses de la libertad para crear una historia en su mente orginal completamente. No quisiera que hubiera alguien aquí para mostrame mapas o caminos que condujeran a ninguna parte, pues así debe ser, así se que es. Nadie se adentró antes aqui, lo noto por la evidente falta de rutas ya marcadas, por la notable falta de carencias, que cualquiera habría probocado, pues yo mismo tengo que esforzarme para no querermelo llevar todo de allí y meterlo en mi mundo para siempre.

Perdido en un mundo que nunca nadie había pisado siquiera, no quiero que me saquen de aqui por nada, si viene alguien al mio que no me busquen, si quiere alguien encontrarme que no lo intente, pues ya no soy más de otro lugar, no quiero pertenecer a otro conjunto que no sea este: tu mundo, mi mundo... nada más. Aunque quisiera no podría... Sacar mi mente de tu mente.

1 comentario:

  1. Me gusta muucho Maestro deLirio! :)
    Soy pastelosa, lo admito...

    ResponderEliminar